Acceso al contenido
Acceso al menú de la sección

Marco legislativo en materia de seguridad alimentaria

 

La prioridad de la política alimentaria de la UE es garantizar el más alto nivel de seguridad de los alimentos. El Libro blanco sobre seguridad alimentaria de la Comisión Europea , publicado en el año 2000, refleja esta prioridad y propone revisar y modernizar la legislación comunitaria vigente sobre alimentos, a fin de hacerla más coherente, más fácil de entender a la hora de ser aplicada, más flexible y ofrecer una mayor transparencia a los consumidores.

Las normas básicas relacionadas con la legislación sobre piensos y alimentos así como los principios relativos a las responsabilidades de las autoridades competentes de los estados miembros de la UE se fijan al Reglamento (CE) núm. 178/2002 del Parlamento Europeo y del Consejo de 28 de enero por el que se establecen los principios y los requisitos generales de la legislación alimentaria, se crea la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria y se fijan procedimientos relativos a la seguridad alimentaria.

Este Reglamento se constituye en el marco legal que define toda la legislación futura del sector de la alimentación humana y animal, y se refiere principalmente a los aspectos siguientes:

  • Planteamiento global e integrado de la cadena alimentaria, abarcando la producción de piensos para animales (siguiendo el principio “de la granja en la mesa”).
  • Distinción clara entre la responsabilidad de los operadores de las empresas de piensos y alimentos (producción de piensos y alimentos seguros) y las autoridades competentes de los estados miembros (establecer sistemas de control adecuados).
  • La legislación alimentaria tiene que estar basada en el análisis del riesgo.
  • Implantación de un sistema eficaz de trazabilidad de los piensos y los alimentos a lo largo de toda la cadena alimentaria (“paso atrás - paso adelante”).
  • En determinadas circunstancias, cuando después de haber analizado la información disponible, se observe la posibilidad de que  haya efectos negativos para la salud, pero siga existiendo una incertidumbre científica, se podrán adoptar medidas provisionales de la gestión del riesgo para asegurar un nivel elevado de protección de la salud (principio de precaución).

 
¿Cuáles son las nuevas normas que se integran en el nuevo marco normativo?

Los requisitos complejos y detallados establecidos en las actuales y numerosas normas sanitarias verticales y horizontales que regulan la producción y comercialización de alimentos de la UE se han fusionado, armonizado y simplificado mediante la adopción de un grupo de reglamentos y directivas que componen el llamado “Paquete de higiene”:

  • Reglamento (CE) núm. 852/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 29 de abril de 2004, relativo a la higiene de los productos alimenticios.
  • Reglamento (CE) núm. 853/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 29 de abril de 2004, por el que se establecen las normas específicas de higiene de los alimentos de origen animal.
  • Reglamento (CE) núm. 854/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 29 de abril de 2004, por el que se establecen las normas específicas para la organización de controles oficiales de los productos de origen animal destinados al consumo humano.
  • Directiva 2002/99/CE del Consejo, de 16 de diciembre de 2002, por la que se establecen las normas zoosanitarias aplicables a la producción, transformación, distribución e introducción de los productos de origen animal destinados al consumo humano.
  • Directiva 2004/41/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de abril de 2004, por la que se derogan determinadas directivas que establecen las condiciones de higiene de los productos alimenticios y las condiciones sanitarias para la producción y comercialización de determinados productos de origen animal destinados al consumo humano y se modifican las directivas 89/662/CEE y 92/118/CEE del Consejo y la Decisión 95/408/CE del Consejo.


A este grupo de normas se debe añadir el Reglamento (CE) núm. 882/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 29 de abril de 2004, sobre los controles oficiales efectuados para garantizar la verificación del cumplimiento de la legislación en materia de piensos y alimentos y la normativa sobre salud animal y bienestar de los animales y el Reglamento (CE) núm. 183/2005 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 12 de enero de 2005, por el que se fijan requisitos en materia de higiene de los piensos.

¿Cuáles son los elementos clave de esta revisión normativa relativa a la higiene de los alimentos y piensos?

  • Los establecimientos elaboradores de de alimentos y piensos deben estar registrados y/o autorizados por la autoridad competente.
  • La introducción de los principios de análisis de peligros y puntos críticos de control (APPCC) para todos los sectores de las empresas alimentarias, a excepción de la producción primaria en explotaciones agrícolas.
  • El desarrollo de guías de buenas prácticas de higiene. Las guías tendrán que ser desarrolladas por diferentes organizaciones de los diferentes sectores, junto con las organizaciones de consumidores y las autoridades competentes de los estados miembros, si procede.
  • Permitir una cierta flexibilidad para las pequeñas empresas, los métodos de producción tradicional de alimentos y las actividades empresariales situadas en aquellas áreas aisladas geográficamente, sin comprometer nunca el objetivo global de la seguridad de los alimentos
  • Prever ciertas excepciones, como por ejemplo la producción primaria para el uso privado y la venta directa de pequeñas cantidades de productos primarios al mercado local

 

¿Cuándo serán de aplicación estas normas?

Todas estas normativas entrarán en vigor a partir del 1 de enero de 2006

Medidas de implementación y disposiciones transitorias

Para facilitar la aplicación de estas nuevas normativas en fecha 5 de diciembre de 2005, se han adoptado los textos siguientes que hacen referencia a diversas medidas de implementación y disposiciones transitorias:

  • Reglamento (CE) núm. 2073/2005   de la Comisión, de 15 de noviembre de 2005, relativo a los criterios microbiológicos aplicables a los productos alimenticios.
  • Reglamento (CE) núm. 2074/2005   de la Comisión, de 5 de diciembre de 2005, por el que se establecen medidas de aplicación para determinados productos atendido lo que dispone el Reglamento (CE) núm. 853/2004 y para la organización de controles oficiales atendido lo dispuesto a los Reglamentos núm. 854/2004 y 882/2004, se introducen excepciones al que dispone en el Reglamento (CE) núm. 852/2004 y se modifican los Reglamentos (CE) núm. 853/2004 y 854/2004.
  • Reglamento (CE) núm. 2075/2005   de la Comisión, de 5 de diciembre de 2005, por el que se establecen normas específicas por los controles oficiales de la presencia de triquina en carne.
  • Reglamento (CE) núm. 2076/2005   de la Comisión , de 5 de diciembre de 2005, por el que se establecen disposiciones transitorias para la aplicación de los Reglamentos (CE) núm. 853/2004, 854/2004 y 882/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo y se modifican los Reglamentos (CE) núm. 853/2004 y 854/2004.



Guías de interpretación

Con la finalidad de ayudar a los Estados Miembros y a los operadores de la cadena alimentaria en comprender mejor las nuevas normas de higiene, la Comisión ha elaborado las siguientes guías:

 
 

Fecha de publicación: 05/03/2010
Fecha de modificación: 12/03/2010

Comparte: Facebook Twitter Delicious
Aviso legal | Accesibilidad | Sobre gencat | © Generalitat de Catalunya